"QUÉ AMABLES SON TUS MORADAS SEÑOR...
... MI ALMA SUSPIRA Y ANHELA LOS ATRIOS DEL SEÑOR"
(Sal 84)

sábado, 15 de octubre de 2011

"El engrandece nuestra nada"




¡OH HERMOSURA QUE EXCEDEIS!


Poema
Santa Teresa de Ávila

¡Oh hermosura que excedéis
a todas las hermosuras!
Sin herir dolor hacéis,
y sin dolor deshacéis,
el amor de las criaturas.

Oh nudo que así juntáis
dos cosas tan desiguales,
no sé por qué os desatáis,
pues atado fuerza dais
a tener por bien los males.

Juntáis quien no tiene ser
con el Ser que no se acaba;
sin acabar acabáis,
sin tener que amar amáis,
engrandecéis nuestra nada.

                                                        00000000

Le pido a nuestra santa su intercesión para que me de el don de la Paciencia, de la Humildad y de la Alabanza.

8 comentarios:

  1. Me uno a la petición de los tres dones.
    Precioso el poema, no lo conocía.
    Que tengas genial día y precioso domingo
    (ya nos contaras que tal va la catequesis)

    Miriam

    ResponderEliminar
  2. Hace tiempo que no te veo pero me acuerdo de ti.
    Te mando este regalito de la santa.

    Nada te turbe,
    Nada te espante,
    Todo se pasa,
    Dios no se muda.
    La paciencia
    Todo lo alcanza;
    Quien a Dios tiene
    Nada le falta:
    Sólo Dios basta.
    Eleva el pensamiento,
    Al cielo sube,
    Por nada te acongojes,
    Nada te turbe.
    A Jesucristo sigue
    Con pecho grande,
    Y, venga lo que venga,
    Nada te espante.
    ¿Ves la gloria del mundo
    Es gloria vana;
    Nada tiene de estable,
    Todo se pasa.
    Aspira a lo celeste,
    Que siempre dura;

    Fiel y rico en promesas,
    Dios no se muda.
    Ámala cual merece
    Bondad inmensa;
    Pero no hay amor fino
    Sin la paciencia.
    Confianza y fe viva
    Mantenga el alma,
    Que quien cree y espera
    Todo lo alcanza.
    Del infierno acosado
    Aunque se viere,
    Burlará sus furores
    Quien a Dios tiene.
    Vénganle desamparos,
    Cruces, desgracias;
    Siendo Dios su tesoro,
    Nada le falta.
    Id, pues, bienes del mundo;
    Id, dichas vanas;
    Aunque todo lo pierda,
    Sólo Dios basta.

    Que tengas un día muy feliz. Un beso

    ResponderEliminar
  3. LAH, yo tambien me uno a tus oraciones... en especial para que me dé el don de la paciencia...Un gran abrazo

    ResponderEliminar
  4. No sé qué pasará pero te dejé ayer un comentario y no sabemos nada de ti. Espero que no sea nada.
    Un besito y un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Gracias por vuestra visitas, Capuchino nada me ocurre todo bien, sólo que tengo que aceptar estos silencios...un abrazo a todos

    ResponderEliminar
  6. Oh nudo que asi juntais dos cosas tan desiguales.....no concia este poema Lah, y tiene enjundia eh?....es para pensarlo un buen rato en la Presencia....y la musica perfectamente acorde con este poema....un beso guapa.

    ResponderEliminar
  7. Llego a ti otra vez... mientras buscaba en google este poema de Sta Teresa
    Es genial encontrarlo en tu blog
    Mañana pasaré otra vez, para desearte feliz Navidad
    Mientras, un abrazo muy muy fuerte

    Miriam (de caminar c rumbo)

    ResponderEliminar

Bienvenido y gracias por dejar tu comentario - siempre que sea respetuoso con lo que se expone aqui-